elementos

LMI Tit NO Som 4

e l e m e n t o s

referencias internas para la navegación

 

ManosMundo

 

Viajar

Salir. Marchar de una casa equivocada. Buscar. Explorar. Lo otro. El más allá. Lo desconocido. Territorios inexplorados. Mundos que intuimos y por eso mismo existen, aunque los cartógrafos los ignoren. Rendirse a la profunda conexión animal con el paisaje e interiorizar las experiencias primordiales que proporciona la naturaleza.

 

Geografía interior

Viajes paralelos fuera y dentro de la piel que limita lo que creemos ser. Viajar más allá y más acá al mismo tiempo. Viajar por los rasgos precisos de lo geográfico y al mismo tiempo viajar al interior de lo que somos para explorar los paisajes de nuestro mundo subjetivo. Plantarse desnudo frente a lo desconocido y rebasar la frontera de lo confortable habitual para salir al exterior de lo que somos. Salir del ámbito protector de las certezas y crecer, transformarse.

 

La mirada

La actitud del viajero ante lo nuevo que no existía en su vocabulario. Respeto y empatía para interiorizar lo otro, lo distinto. Desvelar los secretos que se ocultan en el interior de lo que creemos y en el arbitrario conjunto de interpretaciones al que llamamos realidad. Abrir puertas secretas en la superficie de los objetos, físicos y mentales, para acceder a lo esencial.

 

Transformación

Viajar a lugares remotos para buscar algo que llevábamos dentro cuando salimos. Ir lejos para llegar a un lugar tan cercano como nosotros mismos. Buscarse a sí mismo en lugares extremos y en condiciones hostiles que nos ponen frente a frente con lo esencial. Si uno viaja dentro y fuera de la piel y se dan las circunstancias adecuadas, un viaje puede producir una transformación profunda: uno puede ir de lo que es, a lo que puede ser.

 

Volver

Volver al paraíso del que fuimos expulsados, a la esencia zoológica perdida o abandonada. Al niño. A lo que éramos antes de ser desterrados a una identidad diabólica programada para negarnos.